UFC 229: triunfo de Khabib Nurmagomedov sobre Conor McGregor termina en caos y violencia dentro y fuera de la jaula octagonal

Khabib Nurmagomedov siendo escoltado por la policía.

Era una de las peleas más esperadas entre los seguidores de las artes marciales mixtas, pero lo que sucedió cuando terminó ha sacudido esa disciplina y ha sido calificado de “vergonzoso”.

Incluso el estadounidense Mike Tyson, excampeón mundial de los pesos pesados, dijo que la pelea había sido más loca que cualquiera en la que él haya participado.

“Inimaginable, nunca pensé que terminaría así”, dijo Tyson en su cuenta de Twitter.

Se trataba de la pelea más importante del ruso Khabib Nurmagomedov, quien defendía su corona de campeón de peso ligero del Ultimate Fighting Championship o UFC frente a la máxima estrella de la principal promotora de las artes marciales mixtas en el mundo, Conor McGregor.

El combate de la UFC 229 marcó el regreso del luchador irlandés al octágono tras su multimillonaria incursión en el boxeo contra Floyd Mayweather y sus problemas con la policía.

Tras vencer a McGregor por sumisión en el cuarto round, el ruso de 30 años y claro vencedor, desató un enfrentamiento en el recinto de las Vegas que obligó a que la policía interviniera.

Conor McGregor

Cuando terminó la pelea -momento en el que el irlandés se rindió y pidió que se acabara el duelo- Nurmagomedov saltó de la jaula octagonal y se dirigió a donde estaba el equipo de McGregor para iniciar un enfrentamiento con uno de sus miembros.

Mientras McGregor se recuperaba de la pelea en el octágono, un miembro del equipo de apoyo del ruso lo golpeó.

Sin que le pusieran el cinturón

Los narradores y comentaristas del evento calificaron lo sucedido después de la pelea como “terrible”, “lamentable” y “vergonzoso”.

Khabib Nurmagomedov (derecha) en pleno combate contra Conor McGregor.

El presidente de la UFC, Dana White, dijo que tres miembros del equipo de Nurmagomedov habían sido arrestadospero posteriormente se informó que fueron dejados en libertad.

Al ruso, quien ni siquiera dio tiempo para que se anunciara su victoria, no se le pudo colocar el cinturón para confirmar su título.

A White se le escuchó decirle al ruso que no podía recibir su cinturón en el octágono, ya que temía que pudiera incitar problemas entre los presentes en el T-Mobile Arena de Las Vegas.

“Sé que si le colocamos el cinturón (a Nurmagomedov) en el octágono, le lanzarán cosas”, indicó White. “Acabo de decir que intentemos sacarlo de aquí“.

McGregor parecía aturdido y salió escoltado rápidamente por su equipo, mientras que el campeón de peso pesado y peso semipesado Daniel Cormier entró al octágono para tratar de calmar a Nurmagomedov, quien abandonó la arena rodeado de policías.

White, quien informó que McGregor no presentará cargos, dijo que durante el caos posterior a la pelea incluso hubo policías y funcionarios de seguridad del recinto golpeados.

Una investigación ha sido abierta.

“Lo siento”

Lo que se facturó como la pelea más grande en la historia de la UFC ahora genera preguntas difíciles para White y la disciplina.

Khabib Nurmagomedov detrás de Conor McGregor en el suelo

Lo que sucedió tras la pelea eclipsó no sólo el desempeño de Nurmagomedov en la jaula octagonal, sino su ascendente carrera: permanece invicto en 27 peleas.

Es la racha de invencibilidad más larga en la historia de las artes marciales mixtas.

En declaraciones posteriores, el ruso ofreció disculpas: “Sé que este no es mi mejor lado. Soy humano“.

Y acusó a McGregor de haber sido irrespetuoso antes de la pelea. “Él habló de mi religión, de mi país, de mi padre”.

Lo siento Nevada, lo siento Las Vegas“, dijo.

“Una absoluta desgracia”: Nick Peet, presentador de la BBC

Después de ver esto, me sorprendería mucho que Khabib no fuera suspendido y privado del cinturón. Causó un motín. Explotó, perdió completamente el control.

Hacerlo frente a 20.000 fanáticos en Las Vegas, cuando se estaba transmitiendo al mundo, es increíble.

Khabib ha decepcionado a su equipo, ha decepcionado a sus seguidores. Lo que ha hecho aquí es una absoluta desgracia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *