Presidente Juan Orlando Hernández: Nueva Misión para cuerpos de Seguridad. Mensaje Textual de Temas de Seguridad

“Hemos estado trabajando en este tiempo atrás, pero particularmente hoy, hemos tenido una reunión con el liderazgo de la Policía Nacional, las Fuerzas Armadas, de igual manera el sistema de emergencia 911, la Dirección de Inteligencia e Investigación, la Unidad Especial Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas (FNAMP), entre otros.

Hemos tomado la decisión de hacer un replanteamiento en la manera de medir resultados y también en la manera de abordar el tema del fenómeno criminal, pero antes, también quiero compartir datos importantes, obviamente pasamos de ser el país más violento del mundo a un país con mejores niveles de seguridad.

No ha sido fácil, pero hemos estudiado desde el 2004 a la fecha cómo se mueve hoy el fenómeno criminal y que lo disparó hacia la alza y también qué ha hecho disminuir el fenómeno de inseguridad.

Ahora estamos cerrando con menos de 42 muertes por cada 100 mil habitantes, después de estar en casi 90, la reducción del índice de seguridad ha mejorado porque hemos trabajado juntos, coordinados, por el enorme esfuerzo de inversión en el tema de seguridad que ha causado un impacto positivo.

Tomamos la decisión de invertir en seguridad, primero, para tener ahora crecimiento económico, nos han dado elementos técnicos que evidencian la relación entre mejorar la seguridad y mejorar como consecuencia de ello el crecimiento económico, y eso obviamente, con el tiempo va a traer mejoramiento en el nivel de vida de los hondureños.

Lo otro que les he mostrado con datos científicos es el mejoramiento de las instituciones, de los entes de seguridad y en general de todos los operadores de justicia. El pueblo hondureño poco a poco va sintiendo la mejoría y mira en la Policía Nacional, en las Fuerzas Armadas, en su Policía Militar, mejor rendimiento.

En ese sentido me complace decirles que la medición que menos nos pone en positivo a los órganos de seguridad de defensa anda en 71%, quiere decir que la gran mayoría de los hondureños confía y cuando se gana además del respeto, se gana el cariño de la gente, ahí hemos logrado algo extraordinario, este es un presupuesto fundamental, más la voluntad política, el alto mando de las instituciones para poder luchar a favor de recuperar poco a poco la paz y la tranquilidad del país, se nos dispare el crecimiento económico y ahora, como lo decía el gerente del IPM, la mejor calificación de riesgo país en materia económica crediticia la tiene Honduras.

Pero ahí tiene que ver la contribución de todos ellos, de todos los que hemos trabajado en seguridad.

También nos hemos ganado el reconocimiento internacional, por eso están llegando muchos al país a ver qué es lo que hemos hecho y cómo aprender de nuestros errores y nuestros aciertos.

Como les decía, la seguridad es un valor agregado muy importante en el tema de desarrollo económico, también ese crecimiento económico, eventualmente va a tener que convertirse en bienestar para todos.

Pero, como bien lo decía un expositor hoy, para destruir un país se ocupan días, para construirlo, se ocupa tiempo porque hay que venir desde la base, eso es lo que vamos haciendo.

A partir de hoy lanzamos la más grande y ambiciosa misión para recuperar por territorio, es decir: barrios, colonias, aldeas, caseríos, recuperar el territorio de varias bandas criminales que todavía están atemorizando a la gente. Y cuando hablo de bandas criminales, hablo de bandas criminales y hablo de maras y pandillas.

Este no es ni va a seguir siendo un país fértil para la criminalidad, este es un país de gente honesta, trabajadora, en su mayoría que aspiramos a vivir en un ambiente de paz, de tranquilidad para desarrollarnos.

A los criminales, poco a poco se les viene acabando la fiesta, que tengan la plena certeza que se les va a acabar del todo, a la 18, a la MS 13 y a todas las demás el mensaje es claro: tienen espacio para reconvertirse en ciudadanos de bien y también nosotros queremos crear eso espacios para que tengan la oportunidad de enmendar su vida y sean ciudadanos de bien, pero si siguen por el otro camino, está la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas, toda la Policía Nacional, toda la Policía Militar, todas las Fuerzas Armadas, los órganos de inteligencia para judicializar como corresponde los casos.

Y viene una segunda etapa del nuevo esquema de las cárceles en Honduras, y no podemos permitir que sigan reinventándose procedimientos para mandar a través de abogados, para mandar a través de sus parientes órdenes desde las cárceles.

Las empresas que manejan comunicaciones tienen que responder ante el Estado de Honduras si permiten que sigan enviando mensajes a través de las señales de ellos, desde las cárceles, es un compromiso que por ley ellos tiene que asumir y, si no, van a afrontar las consecuencias”.

Hoy lanzamos una nueva misión en materia de seguridad, vamos a ir liberando territorio por territorio, barrios, colonias, aldeas, caseríos, a Honduras de las bandas criminales y de las maras y pandillas.

De dónde venimos, de ser el país más peligroso del mundo, ya no lo somos, esa es la principal muestra de que si podemos y la otra que respalda este actuar de crecimiento es la imagen positiva de la Policía, de las Fuerzas Armadas, de la Policía Militar y de todos los operadores de justicia que ahora el pueblo hondureño tiene, esa es una confianza clara que no podemos negar.

Queridos amigos y amigas, ayúdennos, ustedes los medios de comunicación a canalizar las denuncias del pueblo hondureño.

El pueblo hondureño es crucial en este avance que hemos tenido, y mucho más en lo que viene porque han decidido denunciar, algunas denuncias pueden ser públicas, otras, por favor si la gente las quiere hacer privadas, analícenlas para que nosotros podamos actuar; También los mecanismos que ahora tendrá Fusina y cada uno de los integrantes de Fusina para perseguir las denuncias privadas, anónimas, son fundamentales para poder tener los resultados que esperamos tener.

La tendencia sigue a la baja este año en el tema de homicidios, pero no solamente queremos medirnos por homicidios, sino que habrán otros delitos principales que servirán también como una medición ante el público aparte de todos los demás.

Related posts

Leave a Comment