Por qué la isla caribeña de Roatán es una de las mejores del mundo

La isla hondureña encabeza los ránkings de las más deseadas del planeta. ¿La culpa? Sus playas, sus 27 grados perennes, su 90% de vegetación salvaje, su culturas indígenas… De ahí que los famosos, los cruceros y los programas de televisión (‘Supervivientes’ se graba aquí) se la rifen

Compite con las igualmente caribeñas Turcas y Caicos y Jamaica. También con Santorini (Grecia), Bali (Indonesia) e incluso con una española, Mallorca. Y sobre todo con Maui, en Hawai, que este 2017 se ganó el puesto número uno de las mejores islas del mundo según el portal Tripadvisor. Con todas ellas se ve las caras Roatán, el destino que nos ocupa y de nacionalidad hondureña, que dependiendo del año y de quien organice el ranking (también convocan los suyos propios la editorial Conde Nast Traveller (Readers’ Travel Awards), los periódicos New York Times o The Independent y las revistas Forbes y Travel & Leisure (World’s Best Awards y ) queda en un lugar u otro en la lista. Eso sí, sea con quien, siempre se cuela en los primeros 10 ó 20 nombres.

Con esta carta de presentación normal que entren ganas de conocer los puntos fuertes de la más grande (tiene 125 kilómetros cuadrados) de las llamadas Islas de la Bahía, uno de los 18 departamentos en los que está dividida Honduras. Y estos son los que hacen que sea tan deseada y premiada.

Playas y arrecifes de récord

No sólo Roatán en general está considerada una de las mejores islas, sino que la playa de West Bay (ver foto superior) también se sitúa entre las 20 más fabulosas del mundo, según los usuarios de Tripadvisor durante los dos últimos años y la número una de toda Centroamérica. La culpa la tienen sus aguas de un color turquesa que parece irreal, una arena más fina imposible. Por si fuera poco, la rodea la segunda barrera del coral más grande del planeta, así que los fanáticos del submarinismo la tienen entre sus lugares de peregrinación. Por algo cuenta con 70 especies del coral pedregoso, 350 de moluscos y una de las poblaciones de manatíes del mundo.

El hogar de ‘Supervivientes’

La de West Bay no es la única playa digna de entrar en el Libro Guinness. También hay que tostarse al sol, comer en los chiringuitos o practicar todo tipo de deportes acuáticos en la de West End (que destaca, además, por su vida nocturna), Big French Key, Sandy Bay, rench Harbour, Flower Bay… Y ya puestos, no está de más acercarse a Cayo Cochinos, perteneciente al municipio de Roatán y donde se llega en barca. Si te suena el nombre es porque ahí se graban las diferentes versiones planetarias del programa de televisiónSupervivientes, también llamado La Isla Survivor o La isla de los famosos.

Escondite tropical de ‘celebrities’

Claudia Schifer, Cameron Díaz, Richard Gere, Michael Douglas y Catherine Z. Jones, el multimillonario mexicano Carlos Slim, Jessica Alba, Ashley Judd… Un buen puñado de famosos se escapa de vez en cuando a Roatán o incluso tiene casa propia. En cuanto a los artistas patrios fans de la isla destacan dos cantantes: David Bustamante y Julio Iglesias. La privacidad, un agradable clima tropical que suele rozar los 27 grados todo el año, los hotelazos de lujo y los paisajes de postal hacen que esté entre sus destinos favoritos.

Escala ‘top’ en los cruceros

Tampoco es casualidad que los principales cruceros incluyan una escala en Roatán en sus travesías por el Caribe. De hecho, una de las formas más habituales de llegar hasta aquí es en barco con navieras como MSC Cruceros. Uno de sus itinerarios estrella sale de La Habana y hace escala en Belice, Roatán y la Isla de la Juventud, en Cuba, para regresar a La Habana. El recorrido dura siete noches a bordo del MSC Opera, un moderno barco de 13 puentes (así se llama a las diferentes plantas en el argot de los cruceros) con capacidad para 2.150 pasajeros y tres piscinas, cuatro restaurantes, 11 bares, teatro, minigolf, spa, discoteca, centro de belleza, tiendas, gimnasio, excursiones disponibles por toda la isla… Desde 839 euros con vuelos desde Madrid y bebidas ilimitadas incluidas.

90% de naturaleza megasalvaje

Otro de los motivos por los que propios y extraños eligen Roatán es su naturaleza salvaje, ya que ésta cubre el 90% de la superficie isleña. Y entre su vegetación hay de todo: orquídeas, rosas, pinos, cocoteros, papayas, mangos… De ahí que el paisaje montañoso y verde que salpica la isla a lo largo de sus 45 kilómetros de largo largo y ocho en su punto más ancho sea una de sus principales bazas. Para hacerse una idea, estamos ante una panorámica al más puro estiloParque Jurásico. Es más, se llegó a contemplar la idea de rodar parte de la película aquí, aunque finalmente sus responsables se decantaron por Isla de Coco, en Costa Rica.

La huella indígena de los garífunas

Ya decíamos que el 90% de la isla está cubierta por naturaleza virgen, de modo que en el 10% restante se concentran los habitantes, unos 45.000. La mayor parte lo hace Coxen Hole (o “el pueblo”, como aquí se llama), la ciudad principal y el lugar en el que atracan los barcos de cruceros y al que pertenece el aeropuerto internacional. En Punta Gorda, en cambio, vive la mayoría de la población indígena, los garífunas, descendientes de los esclavos africanos y cuya cultura ha sido declarada Obra maestra de patrimonio oral e inmaterial de la Humanidad por la Unesco. Hay que verlos interpretar el baile de la punta, en el que prácticamente entran en estado de éxtasis. También recomendamos probar su cerveza artesanal de yuca o devorar junto a ellos el plato local por antonomasia, la sopa de caracol. Por cierto, ¿quién se acuerda de la mítica canción de los 90 que llevaba ese título? Un dato curioso: el reiterativo estribillo era en lengua garífuna.

Autor entrada: tnhgorvy

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *