Arturo Vidal se reeduca para jugar en el Barça

El medio chileno acepta el reto de entender cómo actúan los interiores en el Barcelona y quiere serle útil ya a Valverde.

Cuando a Arturo Vidal le propusieron la idea de firmar por el Barcelona, decidió “para de golpe” la negociación que tenía abierta con el Inter de Milán y que parecía prácticamente sellada. El reto de formar parte del equipo de Lionel Messi era demasiado atractivo como para no probar suerte en el fútbol español, tras sus aventuras europeas en Italia y Alemania. Ágil para captar todos los conceptos del juego, el centrocampista chileno atiende con buena actitud las órdenes del cuerpo técnico del Barça, que pretende que en pocas semanas comience a verse al mejor Vidal sobre el terreno de juego.

 

“Que es un portento físico todos los sabemos y que sabe manejarse con la pelota en los pies también, pero todos sabemos que si mejora algunos conceptos, Arturo (Vidal) puede ser importante en muchos partidos”, opinan desde la Ciutat Esportiva. Jugar en el Barça obliga a tocar más y conducir menos, a tener siempre abierta como mínimo una línea de pase, a buscar siempre la opción de llegada al área contraria, tener capacidad de sacrificio importante para ahogar al rival y atender con sutileza las necesidades del equipo. Y eso lo está logrando Valverde con el chileno, que los casi diez minutos que salió el pasado martes ante el PSV Eindhoven (4-0) dejaron más impresión que la hora que lleva jugada en los cuatro partidos que participó en LaLiga.

“Evidentemente que jugando más tiempo las cosas irán cambiando”, remarcan en las calles de la Ciutat Esportiva. Vidal sabe que debe ir cogiendo la dinámica de grupo y lo que Valverde espera de él, sin querer comparar, puesto que no puede hacerse, que el chileno sea un hombre importante, un jugador diferente del centro del campo, como el pasado año lo fue Paulinho Becerra, que acabó siendo el cuarto máximo goleador del equipo.

 

Related posts

Leave a Comment