Loading

wait a moment

LA GUERRA DEL STREAMING.

Quizá le ha ocurrido: está frente a su televisor con el control en la mano. Frente a usted, un menú extenso. Películas, series, documentales, shows de comediantes… pasan los minutos y nada; escoger entre tantas opciones parece casi imposible

Estoy seguro de que muy pronto aparecerá un nombre para esta condición. Sin duda será curioso; algo así como Ansiedad Netflíxtica. Imagino una definición ya aprobada por la Real Academia de la lengua: Ansiedad Netflíxtica: Dícese del estado emocional producido por la dificultad para decidir ante una oferta variada de entretenimiento audiovisual. Se caracteriza por ser independiente del tamaño de la pantalla en uso.

Mientras llega la aprobación de la RAE, prepárese. En noviembre y el año que viene, esa ansiedad puede agravarse seriamente. Se avecinan tentadoras ofertas audiovisuales que nos evocan infancias eternas, el mundo de Disney o dramones duros como los de los que produce HBO, entre otros. En muy poco tiempo, y si su bolsillo se lo permite, tendrá al alcance de su dedo índice, si ese es el que usa para apretar los botones de su mando a distancia, un menú audiovisual nunca antes visto.

Esto plantea varias cuestiones. La primera, para estas plataformas: ¿hay mercado para todas estas ofertas? Y la segunda, para los usuarios: ¿tenemos realmente suficiente tiempo libre para consumir lo más granado de esta oferta?

Cortesía CNN.

Comparte esta publicación en tus redes sociales.
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *